Importancia de la Biodiversidad

Biodiversidad: con cientos de conceptos y definiciones asociadas el vocablo significa de forma general: diversidad de especies vegetales y animales que viven en un espacio determinado.  Este término se refiere a la pluralidad de organismos vivos en el planeta. El término biodiversidad es tan heterogéneo como su significado o tan amplio como la gran cantidad de organismos vivos que existen, incluso de aquellos que aun puedan estar por descubrir. Incluye temas relativos a variedad, multiplicidad, complejidad, pluralidad de toda forma de vida, su interrelación con las demás y su acción sobre el medio ambiente. La Biodiversidad incluye los patrones naturales que conforman las relaciones entre los seres vivos, resultado de miles de millones de años de evolución según procesos naturales y bajo la influencia creciente de las actividades humanas.

La biodiversidad que hoy podemos encontrar en el planeta Tierra es el resultado de aproximadamente cuatro mil millones de años de evolución, en los que han influido una gran variedad de fenómenos tanto naturales como producto del desarrollo del hombre. La biodiversidad suele agruparse en tres conjuntos fundamentales, aunque debe ser analizada como una unidad inquebrantable debido a las fuertes relaciones que existen entre sus componentes. Existe la biodiversidad de los genes y su distribución o diversidad genética, la biodiversidad de las especies o biodiversidad específica y las comunidades bióticas con un medio ambiente determinado o ecosistema, en este caso diversidad ecológica o de las comunidades ecológicas (ecosistemas), también conocida como biodiversidad ecosistémica. El conjunto de estos agregados y complementos vienen a integrar la biosfera o la gran casa de los seres que habitamos La Tierra.

La biodiversidad es un elemento dinámico que se en constante movimiento, admite cambios biológicos y evolutivos de las diferentes especies, poblaciones y organismos existentes. De ella además sabemos que está distribuida de forma desigual, siendo más rica en los trópicos que en las zonas polares y que varía en función de elementos como el clima, la altitud y la propia presencia de otras especies; entre las cuales el hombre juega el papel preponderante. Esta se puede estudiar teniendo en cuenta varios niveles. En el nivel más alto, se encuentran todas las especies diferentes que habitan la Tierra. En una escala mucho menor, se puede estudiar la biodiversidad dentro de un ecosistema específico como un estanque, un manglar o un parque de barrio y si continuamos bajando en la escala se puede llegar a los organi smos en específico y de estos hasta sus particularidades genéticas. Se considera que hay mayor biodiversidad dentro de los ecosistemas tropicales que en los ecosistemas templados o boreales. Las selvas tropicales tienen la mayor diversidad reconocida.  El grupo más diverso de animales son los invertebrados. Los invertebrados son animales que como su nombre lo indica no tienen columna vertebral. Entre ellos se incluyen insectos, crustáceos, esponjas, escorpiones y muchos otros tipos de organismos. Más de la mitad de todos los animales ya identificados son invertebrados, donde los escarabajos son de las especies más numerosas. Por otra parte, esta ciencia tiene mucho más que aprender aun sobre la biodiversidad de organismos microscópicos como bacterias y protozoos, de los cuales se estima que se conoce relativamente poco.

La biodiversidad es tan amplia que, si echamos un vistazo a las especies dentro de un estanque a primera vista, podemos identificar diferentes plantas, pequeñas culebras de agua, una rana toro, peces y hasta algunas aves que se alimentan de otras especies del estanque. Con un vistazo más cercano, podrás descubrir invertebrados, insectos y otros pequeños seres que se ocultan bajo las hojas o en la hierba circundante. ¿Crees que ya terminaste? – ¡Ni siquiera te has acercado a la piel de la biodiversidad que se esconde dentro de este ecosistema! El aparentemente tranquilo estanque suele ser un hervidero de vida, con tanta diversidad en su interior que es uno de los casos más representativos utilizado por cientos de docentes en todo el mundo para ilustrar a sus pupilos. Utilizando un microscopio, por ejemplo, serás capaz de ver cientos o incluso miles de diferentes bacterias que habitan el agua del estanque y todas ellos también forman parte de la biodiversidad de especies de este pequeño pero rico ecosistema.

Las investigaciones en el campo de biodiversidad sostienen que el número de especies de seres vivos que han sido descritas hasta la fecha es de alrededor de 1,9 millones. Este número es solo aproximado y varía según las fuentes. Sin embargo y de forma general se piensa que estos números se encuentran muy por debajo del número real de especies que viven sobre la Tierra, pues cada año se descubren varios miles, lo que hace sospechar que el número total de especies podría estar realmente entre 5 y 50 millones. Las diferentes especies que habitan el planeta Tierra representan su biodiversidad. Las amenazas a la biodiversidad son varias y entre ellas se pueden encontrar aquellas propias de acción de la naturaleza como a las acciones humanas. La invasión de especies no nativas también puede tener un efecto negativo sobre la biodiversidad. Se estima que el número de especies amenazadas pudiera ser de 5966 para los vertebrados, 2524 para los invertebrados y 8457 para las plantas.

Actualmente la biodiversidad en nuestro planeta se encuentra peligrosamente amenazada. Durante milenios la extinción de las especies ha formado parte de los procesos naturales de la vida en la Tierra. A lo largo de la historia del planeta muchas especies alguna vez existieron, evolucionaron y poco a poco fueron extinguiendo. Naturalmente, las especies se extinguen debido a los cambios naturales en el medio ambiente que tienen lugar durante largos períodos de tiempo, como, por ejemplo, las edades de hielo. Sin embargo, hoy en día, las especies se están extinguiendo a un ritmo acelerado y peligroso, debido fundamentalmente a los cambios ambientales no naturales causados por las actividades humanas, las cuales tienen efectos directos sobre las especies y los ecosistemas que habitan. Este proceso ocurre casi sin que la mayoría de las personas nos demos cuenta, estamos tan ocupados en nuestros ordenadores, planificando, tratando de ganar dinero, adquiriendo vienes que muchas veces ni utilizamos o simplemente perdiendo nuestro valioso tiempo que no percibimos la gravedad de la situación en toda su magnitud, no nos llegamos a dar cuenta de que todos dependemos de todos y que una especie que desaparece hoy afectará a los ecosistemas del planeta que heredarán nuestros hijos. Todas estas amenazas han puesto una seria presión sobre la diversidad de especies en la Tierra. Según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), en todo el mundo aproximadamente un tercio de todas las especies conocidas están amenazadas de extinción. Eso incluye el 29% de los anfibios, el 21% de los mamíferos y el 12% de las aves. Si no detenemos las amenazas a la biodiversidad, podríamos enfrentarnos a otra extinción masiva con graves consecuencias para el medio ambiente y finalmente, por supuesto, para la salud humana.

Importancia de la biodiversidad

La importancia de la biodiversidad puede ser analizada desde diferentes perfiles, este es un proceso cuyo valor esencial reside en que es el resultado de grandes cambios naturales ocurrido en un período largo de tiempo, permitiendo de muchas formas el bienestar y equilibrio de la biosfera lo que ineludiblemente garantizará el continuo desarrollo del hombre.

La importancia de la biodiversidad radica también en los impactos que tiene sobre el medio ambiente. Varios procesos y factores que forman parte de la biodiversidad hacen posible el balance de gases que existe en la atmósfera, el cual, a su vez, determina el comportamiento del clima. Si no existiera esa gran diversidad, las características de la atmósfera y del clima serían diferentes. Dados los siglos de constantes cambios que ha experimentado de la biodiversidad cada uno de los organismos vivos actuales contiene en sus genes una gran cantidad de información que, en conjunto, resume la historia de la vida y le otorga un valor incalculable a cada organismo. De ahí su importancia en la definición de los rasgos o características de identidad de los pueblos y su desarrollo cultural, así mismo afecta otras actividades de gran valor para la sociedad como: fuente de inspiración, producción y recreación. Desde el punto de vista cultural ha estimulado las diferentes corrientes del pensamiento, de conocimientos, creencias, religiosas y filosóficas.

Cuando hablamos de importancia de la biodiversidad, tenemos que referirnos también a que el uso y beneficio de esta ha contribuido de muchas maneras al desarrollo de la humanidad por lo que sin dudas es extremadamente importante para las personas y la salud de los ecosistemas. Algunas de las razones por las que debemos protegerla son:

  • La biodiversidad nos permite vivir vidas saludables y plenas. Nos proporciona gran variedad de alimentos y materiales que contribuyen a mantener nuestra salud y al crecimiento de nuestras economías. Sin una diversidad de polinizadores, plantas y suelos, nuestros supermercados estarían mucho más desprovistos.
  • La biodiversidad es un componente esencial del mecanismo que permite que la Tierra sea habitable. Sus elementos, actuando como un todo organizado, participan en disímiles procesos que van desde la limpieza del agua, a la absorción de productos químicos nocivos, hasta el suministro de oxígeno para que podamos respirar, una de los muchos beneficios que las plantas aportan a las personas.
  • La biodiversidad permite que los ecosistemas se adapten a condiciones extremas como incendios e inundaciones.
  • La diversidad genética evita enfermedades y ayuda a las especies a adaptarse a los cambios de su medio ambiente.
  • Gran parte de los descubrimientos en el campo de la medicina han surgido debido a la investigación de componentes genéticos de la diversidad de la flora y la fauna. Cada vez que una especie se extingue o se pierde su diversidad genética, nunca sabremos si su investigación hubiera dado como resultado una nueva cura para alguno de los males que hoy sacuden a la humanidad.
  • La biodiversidad aumenta la productividad de los ecosistemas, donde cada especie, no importa cuán pequeña sea, tiene un papel importante que desempeñar.

Desde el punto de viste ecológico la importancia de la biodiversidad está asociada los llamados Servicios Ecológicos que brinda a los seres humanos y que son indispensables para nuestra supervivencia. Los elementos que constituyen la diversidad biológica de un ecosistema actúan como reguladores naturales de otros elementos de la propia biodiversidad o del medio ambiente que sin esta acción podrían generar una nefasta reacción en cadena.

La seguridad alimentaria, la potabilidad del agua, la ropa que utilizamos, el papel, los medicamentos, la protección contra la acción del aire, las intensas lluvias y los incendios entre otros fenómenos extremos, el sustento económico, la producción de alimentos, la regulación del clima, la formación de suelos fértiles y hasta la diversión, son algunos de los bienes y servicios que la biodiversidad ecosistémica brinda al ser humano desde tiempos remotos. La regulación de los gases de efecto invernadero, la captación y retención de agua y la belleza de los ecosistemas (un insumo fundamental de la actividad turística y las labores creativas) y la investigación científica se consideran también servicios ambientales que brinda la biodiversidad, en el análisis de todos ellos y su importancia para los seres humanos radica la importancia de la biodiversidad.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, se estima que estos bienes tienen un valor aproximado de 125 billones de dólares norteamericanos, pero no reciben la atención adecuada en las políticas y las normativas económicas que llevan a cabo la mayoría de los estados a nivel mundial.

La propia Organización ha indicado que la biodiversidad de los ecosistemas proporciona 4 tipos de servicios fundamentales, los cuales son extremadamente necesarios para la vida del hombre:

Servicios de abastecimiento

Como su nombre lo indica estos servicios son los responsables de abastecer tanto a las actividades y desarrollo de la humanidad como a otros ecosistemas de los recursos necesarios para su subsistencia.

  • Abastecimiento de Alimentos: La gran mayoría de los ecosistemas proporcionan las condiciones indispensables para la producción de alimentos. Este, de todos los servicios que brinda la biodiversidad, es el que ha mostrado mayores índices de crecimiento en los último 30 años, con un aumento estimado de la producción de un 17%. En este sentido entran a jugar un papel determinante la producción agrícola, la ganadería, la captura y cultivo de peces marinos y de agua dulce y la explotación de los productos forestales no madereros.
  • Abastecimiento de Materias Primas: De diversos ecosistemas se obtiene las materias primas fundamentales para el desarrollo de la humanidad, entre ellas la madera, los biocombustibles fósiles y las fibras de diferentes especies tanto animales como vegetales. Estas sustentan además las actividades de varias industrias como son la energética basada en biocombustibles, combustibles fósiles y fibras, la textil, la de materiales de construcción y por supuesto la alimentaria, entre otras.
  • Abastecimiento de Agua Potable: Buena parte de los ecosistemas conocidos desempeñan un papel decisivo en la recolección, filtrado y almacenamiento del agua potable. Este recurso además de ser imprescindible para la vida humana permite desarrollar la agricultura, la ganadería y las industrias de todo tipo.
  • Abastecimiento de Recursos Medicinales: Los ecosistemas proporcionan gran diversidad de componentes utilizados para tratar varios tipos de enfermedades. Des tiempos remotos estos fueron utilizados según la sabiduría popular de varias culturas y con el paso del tiempo han sido utilizados en la producción de los más innovadores productos farmacéuticos.

Servicios de apoyo

Mediante estos servicios la biodiversidad proporciona espacios vitales para el desarrollo de plantas y animales y por tanto se reconocen como la base de todos los ecosistemas ya su vez de sus servicios.

  • Como hábitat para especies: Los ecosistemas proporcionan las condiciones necesarias para la subsistencia de diferentes especies de plantas y animales; en ellos además ocurren una gran diversidad de procesos que sustentan los demás servicios que brinda un ecosistema en específico, llegando algunos a ser llamados focos de diversidad por dar albergue a un gran número de especies. Estos ecosistemas pueden brindar servicios a las personas asociados con la producción de mejores cultivos y contribuir a la formación de pastizales donde el ganado puede proliferar adecuadamente. En el caso de los ecosistemas marinos y de agua dulce constituyen hábitats para millones de especies acuáticas que representan una importante fuente de alimentos para más de 1 000 millones de personas en todo el mundo y si hablamos de los bosques, en ellos encontraremos a los millones de especies vegetales que sustentan la economía de no pocos países, sobre todo de aquellos más pobre o en vías de desarrollo.
  • Conservación de la diversidad genética: La diversidad genética o variedad de genes entre poblaciones de especies y dentro de ellas mismas, proporcionando la base para el desarrollo de razas o variedades mejor adaptados a condiciones de determinadas localidades, este servicio es de gran importancia para el desarrollo de variedades de cultivos más resistentes, fomento de actividades de pesca más productivas y obtención de razas de ganado comercialmente más atractivos; por ejemplo, resistentes a plagas y enfermedades. Así mismo brinda el punto de partida para que estas variedades obtenidas sean capaces de adaptarse mejor a ciertas condiciones extremas o a recuperarse ante la ocurrencia de estas. Por otra parte, contribuyen a aumentar la capacidad de producción de alimentos en un marco complejo de crecimiento de la población mundial.

En este sentido y la importancia para la raza humana la FAO ha brindado algunos datos que te dejo a continuación pues cuando los leí me parecieron bastante interesantes:

  • […]Desde la década de 1900, se ha perdido un 75 % de la diversidad genética de los cultivos al abandonar los agricultores de todo el mundo sus múltiples variedades y razas locales en favor de variedades genéticamente uniformes y de alto rendimiento
  • Del 4 % de las 250 000 a 300 000 especies vegetales comestibles conocidas, solamente entre 150 y 200 son utilizadas por el hombre. Tres de ellas solas —arroz, maíz y trigo— representan casi el 60 % de las calorías y proteínas obtenidas de las plantas por el ser humano.
  • Más del 20 % de las razas de ganado se consideran en peligro de extinción.
  • En los últimos años, se perdieron 60 razas.

Servicios de regulación

Este grupo de servicios ecosistémica son los responsables del mantenimiento de la calidad del aire, el agua y suelo, el control de las inundaciones y enfermedades, así mismo son los que garantizan la polinización de los cultivos. Por ser elementos tan cotidianos e imperceptibles en la vida del hombre generalmente no se les da importancia hasta tanto no se echan en falta, en cuyo caso las consecuencias suelen ser muy graves.

  • Regulación del clima y la calidad del aire: En este caso uno de los ejemplos más conocidos son los bosques, con su gran variedad de especies vegetales, estos, además de sobra, influyen en las precipitaciones y en la disponibilidad de agua. Conocidos como los pulmones del planeta, los bosques funcionan como un gran filtro que absorbe sustancias dañinas para el ser humano y liberan a la atmosfera el preciado oxígeno. Ellos y otros tipos de ecosistemas como los acuáticos de todo tipo absorben los gases que provocan el efecto invernadero aprovechándolos en sus funciones internas.
  • Regulan los efectos y ocurrencia de fenómenos extremos: Los ecosistemas y los organismos vivos que los habitan proporcionan protección contra catástrofes naturales y otros fenómenos extremos, entre ellos inundaciones, tsunamis, desprendimientos de tierras, tormentas, incendios, avalanchas y sequías. Esta protección no solo se aplica a los habitantes del propio ecosistema, sino que se extiende a la vida que los rodea, por ejemplo, los arrecifes de coral representan barreras naturales ante inundaciones costeras que pueden a su vez dañar la fauna de las playas. Así mismo ocurre con los bosques que de cierta forma contribuyen a la ocurrencia de precipitaciones evitando la sequía en las diferentes regiones del planeta, una buena cubierta forestal y una adecuada gestión de los bosques pueden reducir la incidencia y el alcance de inundaciones y desprendimientos de tierras en la zona circundante y así sucesivamente podremos ir encontrando un sinnúmero de ejemplos.
  • Regulación y tratamiento de aguas residuales: Diversos ecosistemas como los actúan como filtros que contribuyen al adecuado tratamiento del agua, en ellos se descomponen residuos mediante la actividad biológica de los organismos que los habitan, los cuales a su vez eliminan elementos nocivos que viajan en el agua. Tal es el caso de los humedales; donde habitan gran cantidad de peces, moluscos y otros animales acuáticos que son parte vital en el funcionamiento del ecosistema y de procesos que garantizan finalmente la calidad del agua. En el caso de los bosques su gran contribución la realizan los árboles a través de su sistema radicular y de su función en el ciclo de los nutrientes.
  • Regulación de la calidad de los suelos: estos servicios permiten prevenir la erosión y contribuyen al mantenimiento de la fertilidad del suelo mediante procesos biológicos naturales como la fijación del nitrógeno. Frenar el proceso de degradación del suelo, el agua y los recursos biológicos resulta fundamental para lograr la seguridad alimentaria y garantizar por ende la subsistencia de la humanidad.
  • Polinización: Los insectos y el viento son los grandes polinizadores naturales, aunque los pájaros y algunas especies de murciélagos también garantizan este servicio, el cual es fundamental para el desarrollo de las especies vegetales y entre ellas aquellas de las cuales nos alimentamos. Según datos de la FAO algunos polinizadores intervienen en el 35 % de la producción agrícola de todo el mundo. […]La seguridad alimentaria, la diversidad de la alimentación, la nutrición humana y los precios de los alimentos dependen fuertemente de los animales polinizadores […]
  • Control biológico de plagas: Estos servicios garantizan el control de las poblaciones de plagas, vectores y enfermedades que afectan al ser humano o a las actividades que este realiza en función de su desarrollo. La biodiversidad es la principal fuente de elementos capaces de controlar a diferentes especies no deseadas que afectan por ejemplo la agricultura, el comercio, la ganadería, incluso algunas industrias. Estos permiten reducir el uso de plaguicidas y potenciar asegurando al mismo tiempo la producción.

Regulación de los flujos de agua: este servicio permite controlar y mantener los flujos de agua necesaria para el mantenimiento de los suelos, los bosques y otros ecosistemas, así mismo para las actividades humanas y las propias relaciones de estas con los ecosistemas.

Servicios culturales

La importancia de la biodiversidad, como hemos comentado anteriormente, sobrepasa incluso los beneficios y aportes materialmente tangibles que aporta siendo los no materiales los llamados servicios culturales. Entre ellos podemos destacar la inspiración, la identidad cultural, el sentimiento de apego al lugar donde se nace y la experiencia relacionada con el entorno natural. De ellos se sirven actividades humanas como la creación artística, la salud, el deporte, el turismo y cientos de actividades recreativas por solo citar algunos ejemplos.

  • Actividades de recreo y salud mental y física: Entre ellas caminar, practicar deportes al aire libre como la pesca deportiva, el ciclismo, la equitación, entre otros. Así mismo propician los escenarios adecuados para la meditación, el yoga entre otras.
  • Turismo: En los últimos tiempos el turismo y en específico el turismo ecológico ha alcanzado gran popularidad atrayendo a millones de viajeros de todo el mundo hacia aquellas regiones con ecosistemas más atractivos, tal es el caso de los grandes bosques y los arrecifes de coral entre otros. Estos garantizan beneficios para los visitantes como y al mismo tiempo para los proveedores del servicio de turismo natural.
  • Apreciación estética e inspiración para la cultura, el arte y el diseño: la biodiversidad ha sido fuente de inspiración para todas las manifestaciones del arte, la cultura y el diseño desde tiempos remotos. En este sentido desde las obras de arte rupestre hasta las más brillantes obras de la literatura universal y pasando por los grandes pintores y escultores, se puede decir que en todas sus etapas de desarrollo la humanidad ha sido cautivada por las bellezas de la naturaleza. Actualmente este campo se continúa ampliando incluso a las más diversas esferas de las ciencias y cada vez son más los científicos que prefieren trabajar en ambientes naturales.
  • Experiencia espiritual y sentimiento de pertenencia: En este sentido juega un papel de suma importancia la capacidad del hombre de sentirse atado a aquello que vio desde su infancia, la biodiversidad y el llamado patrimonio natural juegan un papel fundamental en la formación de sentimientos espirituales de pertenencia, en el conocimiento tradicional y las costumbres con las que finalmente se crea sentido de pertenencia hacia un lugar. En su relación con los diferentes ecosistemas el ser humano además de obtener beneficios tangibles ha establecido lazos sociales, ha hecho grandes descubrimientos que han impulsado su desarrollo como especie dominante y ha practicado sus creencias religiosas todos ellos elementos de suma importancia cuando se crean los indisolubles lazos que unes a las personas con sus lugares de origen.

Tratando de hacer un gran resumen sobre la importancia de la biodiversidad y su relación con los servicios que brinda al ser humano se pudiera decir que esta radica en los grandes aportes, tangibles o no, que obtenemos de ella y que a su vez son disfrutados por otros ecosistemas, entre otros elementos no podemos dejar de citar los siguientes:

  • Aire
  • Madera y combustible, como fuentes de energía
  • Materiales de construcción
  • Fibras para vestirnos
  • Medicamentos
  • Agua potable
  • Alimentos

Así mismo los ecosistemas sanos aportan:

  • Absorben CO2
  • Purifican el agua
  • Polinizan las cosechas
  • Frenan la erosión
  • Controlan las inundaciones
  • Purifican el aire
  • Mantienen fértiles los suelos
  • Ayudan a regular el clima
  • Reciclan deshechos

Y de forma general las áreas naturales nos ofrecen:

  • Recreo y turismo
  • Identidad cultural
  • Un ambiente sano
  • Tranquilidad y descanso
  • Aprendizaje y descubrimiento
  • Vida silvestre
  • Paisajes hermosos

Pérdida de biodiversidad

Pese a la gran importancia de la biodiversidad  para la vida en la tierra y por supuesto para la subsistencia de la humanidad, esta ha ido disminuyendo drásticamente en los últimos años y esto se debe en su mayor parte a: la pérdida y degradación de los hábitats, al cambio climático, la carga excesiva de nutrientes y otras formas de contaminación que se expanden en los diferentes ecosistemas, la sobreexplotación y el uso insostenible de los recurso naturales y a la introducción de especies invasoras, entre otras causas. Todas ellas trayendo como consecuencia la que debe ser tenida en cuenta como la mayor preocupación: la extinción continua y progresiva de las especies. Sobre esta última los seres humanos hemos tenido un efecto innegable y mayormente negativo pese a los esfuerzos de cientos de organizaciones y personas que en todo el mundo se han identificado con la causa planetaria. En el recién finalizado siglo XX, por ejemplo, la tasa de extinción de las especies fue 1000 veces mayor que la tasa media durante los 65 millones de años anteriores.

Con el clima cambiante y aumento del estrés de los ecosistemas, muchos científicos advierten de las extinciones en masa de diversas especies y su impacto en la vida del planeta. El estudio más amplio de su tipo afirma que “entre el 15 y el 37 por ciento de las especies vivas” se extinguirá a mediados de siglo. El estudio identifica al cambio climático como el mayor responsable, pues este obligará a las especies a emigrar a nuevas regiones y adaptarse o morir en los nuevos hábitats. Así mismo se plantea que los grandes biomas bajo amenaza directa son el hielo polar y los arrecifes de coral.

El aumento de dióxido de carbono es un fenómeno que no solo se manifiesta en la atmósfera sino que es igual en el océano, lo que provoca la acidificación . El aumento de la acidificación del océano representa la pérdida de la vida marina y por ende de la biodiversidad; siendo el coral uno de los organismos más afectados por la acidificación. Los ecosistemas de arrecifes de coral albergan a más del 25 por ciento de todos los peces conocidos representando la mayor biodiversidad de todos los ecosistemas marinos. Desafortunadamente, en las últimas décadas la plataforma coralina se ha reducido en un 30 por ciento y según estudios realizados se espera que este número seguirá creciendo si el clima continúa calentándose.

La importancia de la biodiversidad radica en que es responsable del vibrante y complejo entorno natural que heredamos como hogar y que llamamos Tierra. Sin biodiversidad, una sola plaga o fenómeno climático extremo podría acabar con poblaciones enteras dentro de un bioma. Los cambios en los regímenes climáticos pueden colocar un estrés a todas las especies y por consiguiente provocar una disminución de la biodiversidad, evitando con ello que haya una mayor probabilidad de que las especies sobrevivan, se adapten y sean capaces de repoblar otros ecosistemas. La importancia de la biodiversidad es otro de los puntos que la sociedad humana actual necesita reevaluar o de lo contrario podremos estar hablando de un futuro pasmosamente cercano marcado por la destrucción irreversible de millones de especies, cuyo impacto completo nunca podremos determinar. La buena noticia es que ya hay esfuerzos de conservación en marcha y al parecer cada día son más los que se suman a esta gran obra, sólo falta que llegue a convertirse en una prioridad a escala mundial

Importancia de la biodiversidad en México

Según algunos datos que hemos consultado, actualmente existen entre 12 y 20 países clasificados como megadiversos, por solo mencionar algunos, entre ellos se encuentran China, La India, Indonesia, Australia, Colombia, Ecuador, Venezuela, Madagascar, Perú y por supuesto México. Entre ellos se distribuye entre el sesenta y setenta por ciento de la biodiversidad conocida. Específicamente México representa el 12 por ciento de esta diversidad; teniendo casi todos los tipos de vegetación terrestres conocido y con la presencia de algunos ecosistemas autóctonos de gran valor para la biodiversidad como los humedales de Cuatrocienégas y Coahuila.  México ocupa el primer lugar mundial en cuanto a la presencia de reptiles, el segundo de mamíferos, el cuarto en anfibios y plantas y el undécimo en aves; siendo muchas de estas especies endémicas del país. De este último aspecto pudiéramos identificar uno de los elementos a tener en cuanta al analizar la importancia de la biodiversidad en México y es que si estas especies autóctonas desaparecieran se perderían para siempre en todo el planeta. Además de ser una de las mayores del mundo, la biodiversidad de México cobra también importancia mundial debido a que muchas de las plantas cultivables que se conocen en la actualidad tienen su origen en territorio mexicano.

Importancia de la biodiversidad en el Perú

Perú es otro de los países clasificados como megadiversos, los cuales, como ya sabemos albergan en sus territorios las más altas concentraciones de ecosistemas, especies y diversidad a nivel de genes que el ser humano ha logrado identificar y estudiar de alguna forma. Este país sudamericano concentra en su territorio un gran patrimonio natural y una riqueza biológica de dimensiones tan amplias que hasta el momento no han sido evaluadas por completo, contando con unas 25,000 especies, aproximadamente 10% del total mundial, de ellas un 30% son endémicas. Es el quinto país en diversidad de especies; primero en plantas y en especies nativas domesticadas, también es el primero en peces, el segundo en aves, tercero en anfibios y mamíferos y quinto en reptiles.

Siendo tan rica, la importancia de la biodiversidad en el Perú radica en las ventajas que aporta para el desarrollo económico y social del país, además por supuesto de compartir al igual que los otros megadiversos un entorno biológico de suma relevancia mundial. Cerca del 65% de la agricultura y del 95% de la ganadería depende de los recursos naturales nativos, como las papas, maíz, los granos andinos los forrajes y los pastos naturales altoandinos y algarrobales de la costa norte, entre otros. Cerca del 80% de la población se cura en forma tradicional, teniendo aproximadamente 1 408 especies de plantas para fines medicinales. La leña es una fuente de energía para los hogares en las zonas rurales. El mar peruano produce anualmente cerca de 400,000 toneladas de pescado y mariscos para el consumo de la población nacional. El lago Titicaca produce al año cerca de 4,000 toneladas de pescado para consumo de las poblaciones. La biodiversidad en el Perú desempeña un importante papel en el turismo teniendo en la Amazonía varias instalaciones para admirar la biodiversidad de los bosques amazónicos. Las especies de camélidos domésticos (llama y alpaca) constituyen una fuente muy importante de abastecimiento de proteínas para las comunidades andinas. Por su parte el pescado y la carne de monte son las fuentes más importantes de proteínas para la población amazónica. Las plantas alimenticias nativas suman alrededor de 787 especies. La importancia de la biodiversidad en el Perú también radica en que la economía depende en cerca del 60% de la biodiversidad nacional además en torno a los recursos provistos por esta se mueve un tremendo potencial estratégico, económico y científico.

Importancia de la biodiversidad en Venezuela

Venezuela, otro de los grandes megadiversos, en este país de América del Sur se combinan una gran variedad de paisajes o zonas de vida, en ellos se alojan cientos de miles de especies de flora y fauna silvestre y doméstica. En territorio venezolano habitan aproximadamente 15 500 especies de plantas; siendo muy representativos los helechos, las orquídeas, las gramíneas, entre otras, hay aproximadamente unas 1200 especies de peces, unas 300 especies de anfibios e igual número de reptiles, unas 1300 especies de aves y unas 350 especies de mamíferos.  Ante tal riqueza la importancia de la biodiversidad en Venezuela además de ser analizada desde el punto de vista universal como gran fuente de biodiversidad y sobre todo de especies endémicas, tiene que analizarse desde el punto de vista nacional y regional donde muchas especies son aprovechadas en la agricultura, la alimentación y otras labores asociadas con la caza y la pesca, todas ellas utilizadas tanto como fuente de alimento directo o como parte de las grandes producciones que impulsan la economía del país. Con el avance tecnológico se realizan estudios cada vez más profundos sobre los principales componentes de biodiversidad venezolana con el fin de producir fármacos para tratar diferentes enfermedades.

Gracias a las normativas nacionales y las leyes que se han dictado en función de la protección de la biodiversidad en Venezuela, cada día son más las organizaciones que se suman a su estudio y cuidad, algunas de ellas aportando datos de gran importancia para el desarrollo de las ciencias, la cultura, la industria entre otras actividades fundamentales para el país. Algunas de estas coinciden en que la importancia de la biodiversidad en Venezuela radica además en que controla la sobrepoblación dando espacio vital a todas las especies que conviven. Además, promueve la cultura identificativa de cada estado que en las condiciones venezolanas posee una fauna y flora diferente característica de cada región.

Importancia de la biodiversidad en Costa Rica

Costa Rica ocupa un lugar privilegiado en el corazón de Centroamérica, es un país con clima tropical muy marcado que entre otros factores permite que en sus 51 mil kilómetros cuadrados de extensión se concentre aproximadamente un 6% de la biodiversidad de todo el planeta, siendo el país con mayor biodiversidad por Km cuadrado del mundo. Se destaca por su variedad de ecosistemas acuáticos y boscosos donde habitan cerca de 500000 especies, de ellas poco más de 300000 son insectos. Costa Rica da cobijo a 232 especies de mamíferos, 838 especies de aves, 183 especies de anfibios, 258 especies de reptiles y 130 especies de peces de agua dulce. Entre las especies más destacadas están el puma, el jaguar, el venado, el armadillo y varias especies de aves como el quetzal, el yigüirro y el colibrí. En el país se hallan 14 de las 149 especies conocidas de ranas de cristal.

La importancia de la biodiversidad en Costa Rica impacta directamente en la economía del país la cual, en los últimos años ha pasado de ser de agrícola a una economía de servicios; siendo los más importantes aquellos relacionados con el turismo. En este sentido como podremos imaginar la biodiversidad juega un papel definitivo, brindando increíbles opciones para el turismo ecológico y las actividades de salud y recreación vinculadas a la naturaleza.  Sus playas son ideales para la práctica de actividades enfocadas en la naturaleza, como la pesca deportiva y el buceo en aguas claras y arrecifes coralinos, también para disfrutar del sol y las caminatas a orillas del mar. Además de las playas el país ecoturismo, el cual es extremadamente popular entre los turistas extranjeros que visitan la gran cantidad de parques nacionales y áreas protegidas que existen. La costa del Pacífico concentra grandes centros turísticos y sus playas son preferidas para la práctica del surf.

Por otra parte, la alta biodiversidad de plantas presentes en los bosques de Costa Rica posibilita la obtención gran cantidad de medicinas, permitiendo el desarrollo comercial que beneficia al país. Muchos consideran que Costa Rica es un laboratorio natural para el estudio y la investigación de la biología tropical por lo que cientos científicos llegan cada año a sumarse a los locales para analizar y estudiar los diversos ecosistemas que existen, sus comportamientos y relaciones con los demás por lo que también la biodiversidad alcanza gran valor educativo.  La importancia de la biodiversidad en Costa Rica es tan elevada que en el país se le categoriza como “el oro verde”.

Importancia de la biodiversidad en Ecuador

Debido a su rica biodiversidad Ecuador se encuentra dentro de la lista de países megadiversos. Este es uno de los países mejor preservados ambientalmente en el mundo, siendo el país con más especies animales de la región y uno de los 10 con mayor endemismo a nivel mundial.  “En apenas 256370 kilómetros cuadrados, cohabita un 10% de las especies de plantas del mundo, un 8% de especies de animales terrestre y el 18% de las aves. Los ecosistemas de selva o bosque tropical se extienden por la mayor parte del territorio nacional, aunque también se encuentran los de bosques secos y manglares. La importancia de la biodiversidad en Ecuador ha llamado la atención de grandes estudiosos como Alexander Von Humboldt, Luis Sodiro, Holdbridge, Acosta Solís, Naranjo, entre otros. Así mismo en el territorio los manglares han servido desde la época prehispánica para la extracción de madera, la obtención de la leña o carbón y los bosques tropicales han permitido a la explotación maderera y la obtención de varias sustancias utilizadas en la medicina natural tradicional de la región.

Importancia de la biodiversidad en Guatemala

Guatemala es otro de los países que sido identificado como uno de los puntos del planeta más ricos en biodiversidad. El país cuenta con una gran riqueza natural debido a sus variados ecosistemas, y especies. Guatemala cuenta con 720 especies de aves, 244 de mamíferos, 245 de reptiles, 10 317 especies vegetales, 1033 especies de peces y 147 de anfibios.

La importancia de la biodiversidad en Guatemala debe observarse debido al impacto que tiene en la economía del país donde el sector más grande es la agricultura, siendo el mayor exportador de cardamomo a nivel mundial, el quinto exportador de azúcar y el séptimo productor de café. El sector del turismo es el segundo más grande, quedando más rezagados la industria y lo servicios. Como se evidencia aquellas ramas con incidencia directa de la biodiversidad o sobre ella son las que definen las actividades económicas de este país.

Importancia de la biodiversidad en Colombia

Cuando se hable de biodiversidad no se puede dejar de menciona a Colombia quien por su gran variedad de especies de plantas y animales es considerado uno de los más ricos del planeta. Es el segundo país más megadiverso del mundo después de Brasil. En el encuentran hogar 3500 mariposas diurnas, 1870 especies de aves, 56 especies de anfibios y de ellas 47 endémicas, unas 2890 especies de vertebrados terrestre, con 456 mamíferos, 3000 especies de peces, reptiles, gran diversidad en plantas y entre ellas las 3600 especies de orquídeas. Con estos números Colombia ocupa el tercer lugar en especies vivas y primer lugar en especies de aves con 1876, lo que representa el 19 % de las especies del mundo y el 60 % de las especies de Suramérica. Colombia posee la mitad de los páramos del planeta, lo que lo convierte en uno de los países con más áreas húmedas del mundo. Posee, además, aproximadamente entre el 10 % o 20 % de especies de plantas a nivel mundial. La Importancia de la biodiversidad en Colombia tiene tanto impacto ecológico como económico, pues ayuda al sostenimiento del país, a la salud y alimentación del hombre, es definitiva en los procesos de purificación del agua y el clima y por consiguiente contribuye al mantenimiento de la salud del planeta.

« 1 de 5 »

También te puede interesar:

No se admiten más comentarios